Crisis en el Instituto Tecnológico de Querétaro: Problemas y falta de transparencia

El Instituto Tecnológico de Querétaro (ITQ) continúa enfrentando una serie de problemas que generan preocupación entre su personal y plantean interrogantes sobre la gestión del director Ramón Soto, a quien se acusa de ser un mentiroso autoritario. A pesar de sus declaraciones sobre la obsolescencia de los reglamentos del ITQ, el personal sostiene que estos siguen vigentes y requieren atención inmediata.

Una de las principales inquietudes del personal del ITQ es la falta de transparencia y las posibles irregularidades en las recientes convocatorias para el Concurso Abierto del TecNM/ITQ. Se cuestiona si estas convocatorias se basan en las necesidades reales de la institución y si se ha enviado la información pertinente a las oficinas centrales del TecNM.

El personal del ITQ advierte que si las necesidades para la acreditación de programas no se gestionan adecuadamente, se corre el riesgo de aparentar calidad mientras se genera más superávit. Además, se señalarán posibles irregularidades en la transición del programa de Ingeniería Mecatrónica al área de Metal Mecánica, lo que podría afectar negativamente las acreditaciones y la gestión del programa.

Otro problema destacado es la falta de contratación de personal para cubrir estas transiciones, lo que ha llevado a la utilización de personal de otros departamentos, sin tomar en cuenta las necesidades existentes. Las convocatorias tampoco parecen considerar las necesidades de las academias, lo que genera dudas sobre la transparencia en la toma de decisiones. Ante esta situación, el personal del ITQ solicita copias de las necesidades institucionales y evidencias de que la Comisión Dictaminadora Docente las recibió antes de iniciar el proceso de revisión para las Plazas a Concursos Cerrados.

Se plantea la preocupación de que, si la Comisión Dictaminadora Docente no cuenta con los elementos necesarios para llevar a cabo su trabajo, las propuestas de obtener podrían carecer de fundamentos sólidos. Además, se mencionan problemas previamente informados al TecNM por las academias de Ingeniería Eléctrica y Electrónica, quienes se quejan de la falta de consideración y participación por parte de la institución.

Por último, es lamentable informar que, en este año 2023, varios docentes del ITQ han sido injustamente excluidos del bono estatal anual otorgado por el gobierno de Querétaro. Esta decisión prepotente y arbitraria ha sido tomada por Norma Angélica Navarrete, Secretaría General del comité sindical, a pesar de las evidencias de que en años anteriores el bono fue concedido por la delegación sindical del Tecnológico de Querétaro.

Los problemas y cuestionamientos también revelan una serie de irregularidades y deficiencias en la gestión del director Soto y plantean interrogantes sobre la transparencia y la toma de decisiones en el ITQ. Es crucial que se tomen medidas para abordar estas preocupaciones y garantizar un ambiente laboral adecuada.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario

3 + 1 =