AHORA TOCÓ A LOS PANISTAS: ALFIL

TRAS LA VERDAD

 Los panistas se congregaron este domingo en la capital queretana para ungir a Francisco Domínguez Servién y el resto de candidatos a diversos cargos de elección popular. En otros tiempos hubiera sido noticia nacional la presencia de políticos como Felipe Calderón, hoy fue uno más de los asistentes al evento.

 Por las redes sociales se difundían fotografías en las que aparecían Gustavo Madero y Felipe Calderón, alzando las manos junto con el mismo Francisco Domínguez, así como Josefina Vázquez, Ricardo Anaya y Marcos Aguilar. No podía faltar la emblemática figura de Diego Fernández, que se hace presente en eventos tan importantes. Las apariencias y el mensaje visual son muy importantes en momentos de divisiones, deserciones y desilusiones en el PAN. Por supuesto que otros partidos andan por las mismas.

 Ahora entrarán en un compás de espera, estarán todos en los preparativos de sus equipos de campaña; hombres y mujeres que los acompañarán, para bien o para mal; estrategias político-electorales; fortaleciendo el equipo de asesores jurídicos; también se ganan o pierden elecciones en las mesas litigiosas; o en aquellas que conoce muy bien Diego Fernández, uno de los negociadores más importantes en la historia político electoral de México, quien llegó a obtener triunfos escandalosos en negociaciones, a pesar de haber perdido los votos democráticos en las urnas.

 Asimismo deberán estar preparando equipos de imagen y aquellos que se dedican a escribir discursos bien estructurados, llenos de pasión, sin ideología, pero sí de emoción. El pragmatismo los alcanzó. Casi todos a la espera del sonido de la campana para iniciar “campañas oficiales”, dado que más de alguno abrió su propio reloj hace meses disfrazadas de informes o ayudas a instituciones académicas; incluso en festejos de celebraciones. Lo importante ha sido estar en los reflectores, en los medios que difunden la imagen y sus palabras.

 No se esperan sorpresas en los resultados que arroje la voluntad electoral de los votantes el próximo 7 de junio. En todos los casos la pugna por los votos estará entre el PRI y el PAN o viceversa, excepción de Arroyo Seco, que el PRD gana el PAN; tendremos 130 mil nuevos electores que se inscribieron en el Padrón Electoral para esta contienda. La Lista Nominal en su conjunto se integrará de 1 millón 430 mil electores; este es el capital por el que irán en la búsqueda del voto, de los cuales un 30% aproximadamente se resiste y se unen para conformar el abstencionismo. Cifras que sirven para fijar objetivos de triunfo.

 La incógnita está presente y cómo no si en el pasado proceso electoral ganaron o perdieron municipios por menos de mil votos, como San Juan del Río; o distritos por menos de 500 votos; municipios que han cambiado de partido. Las campañas serán definitorias y esas aun no han comenzado. Aunque en las redes sociales ya se manifiestan las simpatías, estas no están controladas por la ley.

Entradas relacionadas